lunes, 18 de octubre de 2010

DENTRO TUYO


DENTRO TUYO


Están en ti, en tu corazón

La clave y la llave,

Siempre en ti y tú lo sabes

Los pilares del amor, enraizados en la carne

Ese deseo y pasión, que nadie tuvo

Que nadie sabe

Están en ti, en esos pensamientos

Capaces de cortar el viento, para llegar

En estricto silencio, a desnudar el alma

A cobijar el cuerpo

A descubrir el perfil de unos labios sedientos

Mientras la piel exuda, exonerando secretos

Están en ti, las caricias guardadas

Con exultante recelo

Las manos que buscan poseer el verbo

En la tibia humedad de nuestro sexo

Conjuro entre los dioses que deploran

No haber podido ser ellos

Dueños resolutos, de la gloria y el averno

Y es que están en ti, solo en ti

El poder absoluto de los mil y un sueños

Donde transita la urbe cegada de celos

Y repican las campanas… Ay,

Adoloridas de misterio

Escucha a tu corazón, que yo al mío

¡Amor mío! No lo encuentro

He debido de entregarlo,

En algún momento.

Raquel Herrero